Partido Popular
Facebook Twitter Google+ YouTube
Menú

Publicado el 12/03/2019 en Noticias
Temas: | |

El PP denuncia la “inseguridad jurídica y perjuicios económicos” que la “parálisis e inacción” del área de Contratación de la Diputación está causando a los empresarios y municipios granadinos

  • Tres licitadores reclaman al gobierno de José Entrena más de 20.000 euros por el procedimiento “fallido” por el que el presidente de la Diputación quería construir un hotel en las instalaciones de la residencia Turismo Tropical
  • Otro procedimiento “en el aire” es el “contratazo” de 1,6 millones de euros que Entrena quiere “privatizar” en el servicio de recogida de animales abandonados, para “contentar” a sus socios de Izquierda Unida

La diputada provincial del PP María Merinda Sádaba ha aludido a que la “parálisis e inacción” del gobierno del socialista José Entrena al frente de la Diputación Provincial y, en concreto en el área de Contratación, está ocasionando “graves perjuicios económicos” en los municipios e “inseguridad jurídica e incertidumbre” en muchos licitadores que concurren con sus ofertas a las licitaciones que publica la Diputación de Granada, a lo que se suman las pérdidas económicas que están acarreando a la provincia y la propia institución.

Sádaba ha detallado que esta “parálisis e inacción” se han puesto de manifiesto en varios procedimientos del área de Contratación, que tiene su mayor exponente en el caso de la residencia Turismo Tropical. “Una licitación de obra pública por un importe de 4,5 millones de euros, que por la falta de rigor del gobierno de José Entrena, se lanzó a licitar un proyecto que no contaba con la licencia de obra oportuna, porque el presidente de la Diputación pretendía hacer un hotel en un terreno que las normas subsidiarias del Ayuntamiento de Almuñécar califican como equipamiento social”, ha explicado la diputada provincial del PP.

La popular ha proseguido con que en el terreno donde se ubica la residencia Turismo Tropical de Almuñécar “la ley no permitía hacer un hotel, pero José Entrena se empeñó y publicó un contrato para la construcción de un hotel sin contar para ello con la preceptiva licencia de obra, lo que ha ocasionado que cuando ha visto que los técnicos no dan el visto bueno a la concesión de esa licencia, ha desistido de la licitación, lo que está provocando graves perjuicios, principalmente a los mayores de la provincia, que llevan años sin poder disfrutar del complejo vacacional”.

Sin embargo, María Merinda Sádaba ha explicado que el “perjuicio” es “aún más grave” si se tiene en cuenta el “daño” que se ha ocasionado a los licitadores. Según ha relatado la diputada popular, tres de los licitadores que prepararon su oferta para concurrir a ese concurso están reclamando al gobierno de la Diputación, en uno de los casos hasta 11.558 euros, en otro 3.153 y en otro 6.480 euros, “más de 21.000 euros por la falta de gestión de Entrena y la falta de rigor en los procedimientos de contratación”.

Otro de los procedimientos que queda “en el aire” es el “contratazo” del servicio de lucha antivectorial, control de plagas y recogida de animales abandonados, por el que muchos ayuntamientos se encuentran con la “incertidumbre” de no saber qué va a pasar con ese servicio. La prestación la tiene la Diputación, pero no existe contrato vigente, porque la licitación lleva más de un año en el aire. La licitación se inició en enero de 2018, pero en julio de ese mismo año se para y queda paralizado a falta de informes técnicos.

Según la diputada del PP, el problema radica en que un servicio que conjuntamente entre la Diputación Provincial y los ayuntamientos no suponía más de 300.000 euros al año, a día de hoy la licitación parte de 1,6 millones de euros. “No entendemos de dónde han sacado ese millón de euros más para el contratazo de la lucha antivectorial, control de plagas y recogida de animales abandonados”.

Para Sádaba la explicación está “muy clara” y es que José Entrena se debe a sus “socios de gobierno” e Izquierda Unida no quiere que se “privatice” el servicio. “Cuando ha venido realizando esa recogida de animales abandonados la Sociedad Protectora de Animales en la finca de Fuente Vaqueros de la Diputación, y de forma gratuita, lo que no entendemos es que ahora vaya a entrar una empresa privada para gestionar ese tipo de asuntos y cobrando además 1,6 millones de euros en dos años”. “Ésa es la parálisis e inacción del presidente socialista de la Diputación, Entrena, que da un paso hacia delante y tres para atrás, porque no contenta a sus socios de gobierno con sus posicionamientos, posturas y sus vaivenes en sus tomas de decisiones”, ha apostillado.

Sádaba ha recordado que la de Contratación es una de las áreas más importantes de la Diputación Provincial y de la que salen todas las licitaciones y contrataciones públicas de la Institución. Y la ley contempla que en el caso de no continuar con un procedimiento público se deba a una causa de interés general o por errores administrativos, “pero es que aquí no sabemos cuál es la política en materia de contratación del gobierno de Entrena”.

La diputada provincial ha informado que la licitación pública representa a día de hoy una quinta parte del Producto Interior Bruto en nuestra provincia “y con esa parálisis y falta de decisión se están ocasionando graves perjuicios a Granada, no se están haciendo inversiones de obra pública y los licitadores se están viendo perjudicados”.

“Por ello, exigimos a Entrena que en los tres meses escasos que le quedan, ejerza como presidente de la Diputación, se deje de los asuntos internos de su partido que lo han tenido entretenido estos tres últimos años y piense en el interés general de la provincia de Granada”.

Top